3079814-4393167

El museo de Saint-Raymond

El de Saint-Raymond es un museo y yacimiento arqueológico que ocupa un antiguo colegio universitario construido en 1523. Situado justo enfrente de la Basílica de San Sernín, el acceso al museo se realiza a través de un pequeño jardín. Solo quienes logren atravesar su sendero sin sucumbir a la tentación de la paz de sus bancos o de su pequeña cafetería con encanto podrán acceder al museo. En la entrada, el visitante debe decidir si sube o si baja las escaleras.

Arriba, en el segundo piso, se exhiben objetos antiguos que fueron encontrados en Toulouse y en sus alrededores. Unos hallazgos que han permitido reconstruir la identidad de la región. Un piso más abajo, nos sentiremos observados por las numerosas esculturas de héroes, grandes personajes o emperadores allí presentes. En el sótano, todo aquel que no le tenga miedo a la oscuridad descubrirá un yacimiento arqueológico: una parte del cementerio de San Sernín y un horno de cal en medio de las tumbas. Más allá, sarcófagos y una galería de epigrafías completan la visita.

¿Te parece lúgubre este museo? ¡Qué va! Tiene un montón de flow. Para lograr que los visitantes caigan rendidos ante el encanto de lo antiguo, el museo de Saint-Raymond no ha dudado en innovar y desinhibirse. En primer lugar, ha añadido a su escenografía actividades lúdicas, herramientas digitales, vídeos y representaciones en 3D para reconstruir las colecciones, rediseñar las obras y redescubrir la historia de la ciudad. Además, el equipo del museo tampoco ha dudado en revolucionar la organización de visitas guiadas. Por 6 EUR, el público puede asistir a la visita especial para cotillas y descubrir los pequeños secretos y anécdotas que rodean a los políticos romanos cuyas cabezas esculpidas se representan en el museo. Por 3 EUR adicionales al precio de la entrada, el visitante también puede inscribirse en la visita para aquellos que odian los museos. ¡Menudo desafío! Y menudo puntazo…

musee_saint-raymond

En cuanto a las exposiciones temporales y a la organización de eventos, el museo de Saint-Raymond también intenta romper moldes. Así, su oferta va desde una exposición que podría considerarse de interés nacional («Rituales griegos, una experiencia sensible», desde el 24 de noviembre) al festival de última moda en la encrucijada de las artes de Jardins Synthétiques. También esperamos con impaciencia la llegada de San Valentín para la velada del terror. Pero, hasta que llegue esa fecha, el museo Saint-Raymond sin duda ya nos habrá sorprendido de otras miles de formas más.

Escribe tu comentario

Compartir


Comentarios

Todos los campos son obligatorios

Tu experiencia es muy valiosa para otros viajeros. ¡Muchas gracias!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Algunos rincones similares


Más rincones de Toulouse