ifrancesi

Las preferidas de los palermitanos

Es muy fácil ir a la playa de Mondello o de Altavilla Milicia, ¿pero en cuáles se dan un chapuzón los palermitanos (y que los turistas normalmente desconocen)?

LAS PLATAFORMAS DE ADDAURA

A Mondello se llega cruzando el Parco della Favorita, pero también por una carretera costera que pasa por detrás de Montepellegrino. Aquí veranean muchos palermitanos y se puede ir al mar por las rocas o por las plataformas que se montan en la época de verano con todo tipo de servicios. La zona ya era un asentamiento en el Paleolítico y tiene cuevas que, por desgracia, no se pueden visitar. Por la noche muchas plataformas se transforman en locales nocturnos para beber, bailar y conocer gente nueva.

CALA ROSSA DE TERRASINI

Se encuentra a treinta kilómetros de Palermo, pasado el aeropuerto (y visible si se aterriza desde el oeste). Su nombre viene del acantilado rojizo con vetas blanquecinas. El acantilado está lleno de cavidades en las que se puede disfrutar de un buen baño. No es raro divisar aves extrañas o migratorias que frecuentan la zona y la reserva natural orientada de Capo Rama. Se llega a pie después de haber recorrido una escalinata de roca (la praiola). Me suelo llevar fruta cortada y agua fresca, ya que la zona es virgen y no hay locales de restauración.

LA BAHÍA DEL CORAL DE SFERRACAVALLO

Se encuentra en un golfo cristalino no muy lejos de la ciudad, entre las rocas y con una plataforma de cemento armado y de fácil acceso al mar, al que se puede llegar con el autobús 628. Solo hay que seguir el sendero hacia el mar que hay en la parada de enfrente del Hotel Bellevue. Hay que pasar también junto a una instalación muy interesante con grandes antenas. Para el almuerzo o la cena hay diferentes restaurantes de pescado con precio fijo. También se puede llegar caminando a Mondello por el camino a pie que cruza el llamado «Avamposto»; solo hay que preguntar a uno de los pescadores de la aldea marinera para emprender el camino situado entre el pinar y otras rocas.

LA SPIAGGIA DI CAPACI Y LA ISOLA DELLE FEMMINE

¡Estos kilómetros de playa que conozco muy bien y que visito desde niño se quedan en mi corazón! Desde aquí se ven los aviones que aterrizan en Punta Raisi y la preciosa isla que da nombre al pueblo de Isola delle Femmine, a la que parece que llegaban doncellas turcas rechazadas según la leyenda y que ahora es un oasis naturalista. Muchos van en bicicleta o corren por el paseo marítimo. Hay algunas torres de avistamiento que en la antigüedad se utilizaban para mantener lejos a los piratas que desembarcaban para saquear la zona y que se comunicaban con las demás torres lejanas encendiendo hogueras.

I FRANCESI DE MONGERBINO

La playa tiene un nombre curioso y probablemente deriva del hecho de que hace muchos años los turistas franceses la conocían y la visitaban a menudo, aunque ahora ya no van nunca. Se accede a ella por un camino cuesta abajo por una calle privada, cruzando por la vegetación típica y las higueras. Antes de marcharse es obligatorio visitar el Arco Azzurro, un arco de piedra que se volvió famoso por un anuncio de chocolatinas y que se puede visitar desde hace poco.

Escribe tu comentario

Compartir


Comentarios

Todos los campos son obligatorios

Tu experiencia es muy valiosa para otros viajeros. ¡Muchas gracias!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Algunos rincones similares


Más rincones de Palermo